Del 25 de enero al 1 de febrero se desarrollará la 13ª versión de la prue..." /> Comienza la Regata VTR Chiloé 2014, la fiesta náutica del verano – CNO

Campeonato

Publicado el 25 Enero, 2014

0

Comienza la Regata VTR Chiloé 2014, la fiesta náutica del verano

Del 25 de enero al 1 de febrero se desarrollará la 13ª versión de la prueba más tradicional del velerismo chileno, que espera reunir a más de medio millar de tripulantes de siete nacionalidades, quienes recorrerán cerca de 200 millas náuticas (unos 370 kilómetros), pasando por Puerto Montt, Calbuco, Quemchi, Achao, Castro, Lemuy y Mechuque.

Los regatistas pintarán con Sherwin Williams el Museo Francisco Coloane y la Biblioteca de Quemchi, compartirán un Milcao Gigante con la comunidad y tendrán su tradicional fiesta de camaradería en el Casino Enjoy de Castro.

El yate “Allegro” de Cristóbal Lira (J-105) debutará en la competencia y marcará el retorno de su capitán al torneo náutico más importante y de mayor convocatoria del país. Comienza la Regata VTR Chiloé 2014, la fiesta náutica del verano

Decidida a revivir una vez más el contacto directo con las comunidades y con la participación de 77 embarcaciones y más de medio millar de tripulantes de siete nacionalidades entre los que se cuentan múltiples campeones mundiales y medallistas olímpicos se disputará, del 25 de enero al 1 de febrero la Regata VTR Chiloé 2014, la prueba náutica más importante del país.

La 13ª versión de la competencia bianual que nació en 1989, será válida por la quinta fecha del Campeonato Nacional VTR Oceánico 2013-2014 y convocará a yates oceánicos, de las clases Soto 40 One Design, J-105, J-24, IRC 1, IRC 2, IRC 3, IRC 4 y Clásicos, los que recorrerán cerca de 200 millas náuticas (unos 370 kilómetros), pasando por Puerto Montt, Calbuco, Quemchi, Achao, Castro y Mechuque.

Como es tradicional, la familia náutica ha respondido con entusiasmo a esta convocatoria y que, si bien nuestra geografía y lejanía no facilita la venida de barcos extranjeros, la participación de tripulantes de Sudamérica, Norteamérica y Europa (en veleros de bandera nacional) es numerosa y del más alto nivel. De todos modos, hay un competidor de bandera extranjera, el argentino Patagonia de Norberto Álvarez, habitual protagonista del Campeonato Nacional VTR Oceánico. Y ya está confirmada la presencia de múltiples campeones mundiales y medallistas olímpicos, encabezados por el italiano Vasco Vascotto que cuenta con una veintena de coronas planetarias en distintos tipos de embarcaciones.

“Queremos hacer una regata distinta, inclusiva social y deportivamente. Queremos cooperar, integrar y apoyar a la gente de las localidades que visitemos, la idea es que la regata deje algo en la Isla”, manifestó Jorge Araneda, presidente del Club Náutico Oceánico, organizador de la prueba náutica más tradicional del país.

“La competencia está cada vez más reñida, sobre todo en las clases Soto 40, IRC 3 y J105. En Chiloé todas las tripulaciones se exigen a fondo y es muy difícil apostar por algún favorito. La cancha, el lugar el viento, las corrientes, el clima y los mismo rivales no permiten anticipar nada”, añadió Pablo Lorca, director del CNO.

CAMARADERÍA DENTRO Y FUERA DEL AGUA

Una de las innovaciones de esta edición dice relación con el programa social. Con el propósito de privilegiar el contacto con las comunidades locales, las tripulaciones han preferido desembarcar directamente en cada recalada, sin pasar por los habituales stands náuticos, por lo que todas las actividades en tierra se desarrollarán en los locales y comercios de la zona.

Por otra parte, para el domingo 26, en Quemchi, Sherwin Williams y el Club Náutico Oceánico se han organizado para dejar huella de la amistad y agradecimiento hacia los habitantes de Chiloé por parte de los veleristas, quienes pintarán la Biblioteca Municipal y el Museo Francisco Coloane y compartirán el milcao más grande que se haya preparado en el archipiélago, con la participación del destacado chef Coco Pacheco y cocineras locales.

Y en honor a las tradiciones, el martes 28 de enero, en el Casino & Resort Enjoy de Castro, se desarrollará la habitual celebración de camaradería para los regatistas, en la noche previa a la jornada de descanso de la flota.

Lo que tampoco ha faltado en la regata chilota desde sus inicios es el invaluable apoyo de la Armada de Chile, que colabora con la logística y seguridad en el mar, además de participar activamente en la competencia, con ocho embarcaciones de la Escuela Naval Arturo Prat.

Botes y banderas © Sorvest.cl

NOVEDADES y TRADICIONES

Entre las novedades deportivas de esta edición, figuran un cambio en el orden de largada, partiendo en primer lugar los veleros de más lento desplazamiento, pero recuperando la tradicional largada conjunta de todas las embarcaciones, que formarán una gran línea el sábado 25 en la bahía de Puerto Montt, en la primera etapa. Además, la clase Soto 40 disputará, después de las travesías, algunas pruebas barlovento-sotavento en los puntos de recalada, donde los habitantes y turistas de la zona podrán apreciar todo el despliegue de los que son considerados los Fórmula Uno de las velas.

En tanto, en la clase Soto 40 se producirá, después de un año, el retorno del yate “Bellavita II” de Jorge Errázuriz, quien formó un equipo al que timoneará Juan Pablo del Solar (hermano mayor del laserista olímpico Matías) y que está formado por cinco tripulantes estadounidenses y cinco chilenos.

Además, Chiloé será escenario del retorno de Cristóbal Lira, otro exitoso capitán que llevaba cerca de dos años fuera de las competencias. El ex presidente del CNO, quien tuvo un Soto 40 en los inicios de la clase en Chile, adquirió ahora un velero de la clase J-105, denominado “Allegro”, en el que irá acompañado por su esposa, seis hijos y un sobrino. En “Apolonia” de Jaime Charad, estarán sus hijos Jaime y Agustín).

Otro que navegará en familia es “Revi-D”, de Alejandro Denham (IRC2), quien lleva entre sus tripulantes a dos hijos, una hija, un yerno y tres nietos. Los hijos cuentan con experiencia y logros en motos enduro y la hija en bicicross.

Entre los confirmados llama la atención el yate “Eureka”, de la serie J-24, que tendrá a Marissa Maurin como timonel, con el ingrediente adicional de que todos sus tripulantes son varones, incluido su esposo Antonio Poncell. También habrá presencia femenina entre los barcos de la Escuela Naval, pues el yate Quique tendrá una dotación integrada solo por mujeres, encabezadas por la cadete Camila Chaparro.

El equipo más novel pero no por eso menos experimentado en Soto 40, será “Pisco Black” de propiedad de Bernardo Matte pero en manos de una “patrulla juvenil” formada por nueve chilenos y un argentino (el más “localista” de su flota), y con el timonel más joven de la categoría (y probablemente de toda la regata): Benjamín Grez, de 20 años.

En tanto, a bordo de “Quatrero”, de Alfonso Reutter, (en IRC3) irá Enrique Colombo, timonel que ha participado en todas las ediciones de la regata chilota. Y en IRC 4  competirá una de las principales cartas de la Región del Biobío “Spartaco” de Pablo Schuler (Marina El Manzano, Talcahuano), de 75 años, uno de los más experimentados de la flota.

También estará una decena de deportistas chilenos que están clasificados para los Juegos Suramericanos Santiago 2014 y múltiples figuras internacionales de talla mundial, como el italiano Vasco Vascotto, que cuenta con 20 títulos mundiales (en diversas clases náuticas) 11 coronas de de Europa y 23 nacionales, y participó en la Copa América 2007. Amante del fútbol y del básquetbol, Vascotto conoció de Chile cuando navegó en Europa con Bernardo Matte y Emilio Cousiño, hace ya casi una década, y el año pasado corrió en Chiloé por primera vez, a bordo del brasileño “Lancer Evo” de Eduardo de Souza, y resultó campeón. En 2013 ganó el campeonato mundial de la clase soto 40 en Talcahuano, a bordo de “Pisco Sour” ee Bernardo Matte.

En esta ocasión recorrerá el archipiélago junto a su amigo Bernardo Matte y tripulación, cumpliendo una invitación que debió esperar muchos años para concretarse y que hace una década parecía casi imposible siquiera imaginar para el deporte náutico chileno.

Otra figura de elite planetaria es el argentino Santiago Lange, ingeniero naval y táctico de “Itaú”, doble medallista olímpico de bronce (Atenas 2004 y Beijing 2008) en la clase Tornado, tetracampeón mundial (3 en Snipe y 1 en Tornado) y participante de la Volvo Ocean Race 2008-2009 y miembro del equipo Artemis de Copa América.

Sin contar al español Iñaki Castañer, timonel de “Apolonia”, con cinco títulos mundiales (4 de ellos en ¾ Tonelada y el otro en ½ Tonelada), cuatro títulos en la Copa del Rey, Copa América 1992 y 1995, Vuelta al mundo 1989-1990 y ex tripulante del “Bribón”, patroneado por el Rey Juan Carlos I de España, junto al cual logró dos de las coronas de la Copa del Rey.

Como táctico de “Entel”, en tanto, irá el español Roberto “Chuny” Bermúdez, quien ha competido en la afamada Volvo Ocean Race en tres oportunidades, además de proyectos en TP 52 y RC44, quien vino por primera vez al archipiélago en 2008, con el “Stella Artois” de Nicolás Ibáñez.

Ver más de:




Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Back to Top ↑